Sin Destino, Sin Amor

Por. Karol Bolaños

Es impredecible el destino, debe ser porque el destino no existe. Existen las ideas, emociones, decisiones, proyectos y efectos.

No hay constelación que atraviese el pensamiento, ni signo que determine la historia de amor, sólo existe el vivir con sus detalles.

¿Podría un alma pérdida surgir de la tierra y entregarse a la pura existencia del amor?

Un alma pérdida siempre encuentra algo, podría ser amor, parece que él es poco esquivo. El problema es la aceptación de todo lo que viene en el paquete.

¿Será posible que la racionalidad permita vivir el sentir?

Con certeza se puede decir que, ni en lo más profundo de las entrañas de un ególatra cabe la posibilidad de vivir del sentir. Esta demostrado que razón y ego van de la mano hasta el final, ahí no hay cabida para el sentimiento.

Además, es imposible sentir por otro cuando se está lleno a rebozar de sí y para sí mismo.

¿Será que las luces de la pasión patriótica ameritan la rudeza contra la emoción irracional del corazón?

Tal vez, en especial, aquellos que le dan valor al sacrificio de lo auténtico por una quimera.

Lo incierto del destino, es como la respuesta que parece responder a algo que en el fondo no es una pregunta, sino una sospecha. El amor está tan vivo como la vida misma, no se puede huir de la vida mientras vives.

Deja una respuesta

Introduce tus datos o haz clic en un icono para iniciar sesión:

Logo de WordPress.com

Estás comentando usando tu cuenta de WordPress.com. Salir /  Cambiar )

Imagen de Twitter

Estás comentando usando tu cuenta de Twitter. Salir /  Cambiar )

Foto de Facebook

Estás comentando usando tu cuenta de Facebook. Salir /  Cambiar )

Conectando a %s

Este sitio usa Akismet para reducir el spam. Aprende cómo se procesan los datos de tus comentarios.